El FC Barcelona sigue en procura del fichaje del delantero de nacionalidad argentina y gran figura del Inter de Milán, Lautaro Martínez, pensando en él como el relevo perfecto para un Luis Suárez ya entrado en edad.

Inicialmente el elenco neroazzurro se negaba a negociar con los culés, enfatizando en que la única forma de que Lautaro se marche a la Ciudad Condal, sería el pago de la cláusula de recisión de contrato que asciende a 111 millones de euros.

Sin embargo, este lunes se ha podido conocer que el elenco italiano, asesorado por el entrenador Antonio Conte, ha puesto sobre la mesa su interés en Nelson Semedo y Carles Aleñá para abaratar la transferencia.